Tradiciones del Matrimonio a la Italiana

El matrimonio como en muchos países es un gran acontecimiento, es el símbolo más importante de la sociedad italiana considerándose el  matrimonio la base esencial para la familia, en este sentido se han formado una serie de tradiciones entorno a este evento, algunas son muy similares a las que se practican en muchos países de América y Europa, pero hay otras que son muy particulares y propias de este país, que hoy conocerás.

matrimonio

Matrimonio a la italiana, tradiciones que hacen de este un evento sin igual

Antes de la ceremonia de los novios, se lleva a cabo las celebraciones de “La Promessa”  donde el párroco hace algunas preguntas y lecturas a los futuros esposos en la iglesia donde se realizará el matrimonio. Después de esto recibirán un certificado que se presenta en la alcaldía  y allí se firma y formaliza la petición del matrimonio, que se publicara 8 días para poder efectuar el matrimonio civil. El matrimonio civil es algo más íntimo, por lo general solo la familia más cercana y se suele hacer una gran cena para brindar la nueva unión.

Desde hace pocos años, los contrayentes pueden acudir a realizar la ceremonia civil en otros sitios diferentes del ayuntamiento, aunque debe ser previamente  autorizado por un juez. En Verona los novios pueden contraer matrimonio de forma civil en palacios históricos, o en la Casa de Julieta, de ‘Romeo y Julieta'” otra gran favorita es la villa italiana, una construcción arquitectónica clásica creada como casas de recreo antiguamente para los romanos de clase alta

Unos días antes del matrimonio “se hace la cama”  “fá il letto” en la futura casa donde vivirán los esposos, allí se reúnen los amigos y familiares de ambos para decorar la habitación, las madres hacen la cama y luego sobre ella se colocan flores dulces y chocolates, los que gusten dejan también algo de dinero, mientras se abre una botella de un buen vino y se brinda por la felicidad de los futuros esposos.

Poquísimos días antes del matrimonio se “fá il letto” (se hace la cama), en la futura casa matrimonial, los amigos y familia de los novios se reunen para decorar la habitación de la pareja, las madres hacen la cama (literalmente con las sábanas y todo), y luego se colocan chocolates, dulces, flores, y sobre todo dinero!!! Cada invitado deja algo de dinero sobre la cama, y luego se come dulces, y se abre una botella de espumante, brindando por la felicidad de los futuros esposos (ellos por supuesto no están).

El día de la boda, los familiares y amigos se dividen, algunos se van a la casa de la novia, y otros en la casa del novio, allí se brinda, se saluda y sale la caravana detrás del coche de la novia o el novio hasta la iglesia… por supuesto fotos y fotos durante este proceso.

Una tradición similar entre norte y sur de Italia, y que hoy en día es casi internacional en las bodas occidentales, es el clásico “algo viejo, algo prestado, algo nuevo, algo regalado y algo azul” que usa la novia. Otra costumbre típica es la de  “cortar la corbata al novio durante el banquete, para luego  pedir dinero por cada trocito que se entrega a los invitados de recuerdo.

Cuando hablamos de la fiesta, debemos hablar de la comida. En Italia la comida es casi la gran protagonista de todos lo eventos,  los novios cuidan mucho ese detalle y por lo general se brinda un menú variado y abundante. La verdad es que los invitados tendrán dulces, frutas y deliciosos platos acompañados de un buen espumante.

Aun se acostumbra entregar a los novios un sobre de dinero, con la cantidad que cada quien crea pertinente, ellos lo recibirán durante el tiempo que dispongan para esto.

En el sur, una noche antes de la boda el novio, al estilo de romeo y Julieta se coloca bajo la ventana de la novia para cantar una serenata, y en el mismo día de la boda, y antes de ir a la iglesia, el novio le entrega un  ramo a su futura esposa. Después de la boda, los invitados acuden a la puerta de la casa de la pareja, donde la madre del novio tira al suelo un plato con caramelos y dinero”.

Al sur de Italia la celebración del matrimonio es más hacia lo tradicional, en cambio hacia el norte suele ser todo más juvenil y divertido.