Varias razones para celebrar navidades en Norteamérica

¡Es maravilloso viajar y disfrutar en otro país durante esta estación decembrina! Si cuentas con la grata oportunidad de viajar a alguna zona de Norteamérica entonces este artículo es para ti.

Norteamérica, un excelente lugar para pasar las navidades

Norteamérica

Aquí conocerás las tradiciones más arraigadas, los lugares que no puedes perderte y algunos tips de lo que debes vivir de la tradición que te espera durante este momento en el año.

Inicialmente debes saber que estas festividades se enmarcan desde el Día de Acción de Gracia (cuarto jueves de noviembre) y duran hasta el 6 de enero de cada año.

Desfiles y paseos majestuosos

En Nueva York y ciudades grandes se da inicio con un desfile con Santa Clauss y con él también arrancan la temporada de compras para navidad.

Además en esa ciudad no puedes perderte el dar un paseo por el Museo Metropolitano de Arte el cual destaca por su gran brillantez multicolor por las luces que lo adornan y el Rockefeller Center, con su famoso y gigantesco Árbol de Navidad iluminado durante las 24 horas en el día.

Decoración

Todas las ciudades se llenan de luces y adornos para festejar la navidad, presenciando gran esplendor tanto en las zonas residenciales, como en patios y lugares públicos.

Con respecto a la iluminación es tradicional dar un paseo con los pequeños de la casa para preciar la creatividad que cada hogar plasma en el exterior de sus hogares con la llegada de la navidad.

Todo el esplendor de la navidad se recoge en las grandiosas decoraciones y luces que acompañan a esta época del calendario.

Víspera de Navidad y Nochebuena

El 24 de diciembre en este país es muy activo: a pesar de que no es feriado ese día se comparte con colegas en encuentros navideños y las tiendas ofrecen sus ofertas hasta las últimas horas nocturnas.

Ese día cierra en casa con una gran cena familiar, con rica comida y reunión de parientes cercanos y lejanos; quienes comparten un delicioso pavo, puré de papa especial y delicatesen saladas y licor o ponche hecho a base de huevos.

Los niños son los protagonistas de esta noche, recibiendo pijamas nuevas para esperar a “Santa”.

El día 25 es no laborable en todo Estados Unidos, siendo un día de reunión familiar y en el cual los niños abren los regalos apenas se levantan, luego de ir temprano a la cama en la noche del 24.

Medias o botas navideñas

Debido al frío típico de esta época del año presentes en las navidades en Norteamérica  es tradición que los chicos cuelguen medias alrededor de la chimenea esperando que en ellas hayan regalos o cerca bajo el árbol de Navidad aparezcan los obsequios durante la mañana siguiente.

Resulta una costumbre el guindar una bota con colgador especial que lleva impreso el nombre de cada miembro de la familia en la chimenea, en el cual se dejan regalos, notas o sorpresas luego de la nochebuena.

Árbol natural de navidad y ornamentos

Es tradición de la familia norteamericana el adornar sus casas con un majestuoso árbol de pino natural que aromatiza la casa y el cual se adorna en una velada especial en la calidez familiar con luces y objetos que evoque todos los recuerdos de todo un año: manualidades escolares, fotos de sitios visitados, momentos especiales, premios y ornamentos típicos que venden en tiendas navideñas especializadas.

Galletas, Dulces y comestibles

Es una tradición para esta parte del planeta hornear galletas con sabor a jengibre con la forma característica de un muñequito (las cuales son las clásicas con aroma a navidad), estrellas, árboles de navidad, gorros de Santa Clauss, muñecos de nieve, etc.

Particularmente, es propicia para este momento la elaboración en familia junto a los niños de la casa de pan de jengibre en una tarde fría. Este artículo no suele comerse, constituye el complemento o adorno ideal para lucir en casa durante estos días.

Con respecto a los bastoncillos de caramelos, es común que en cada frente de las casas se disponga de una cesta llena de esta golosina, para que los niños al pasear tomen para endulzar su jornada. Adicionalmente, se esconden por toda la casa y la familia juega a encontrar en cada rincón estos dulces.

Además, es normal escuchar sobre el muérdago, los villancicos, las coronas navideñas, el encendido de luces del National ChristmasTree, el elfo en el estante, realizar trabajo de voluntariado durante días decembrinos, ver películas alusivas, los intercambios de regalo y algunas otras actividades muy hermosas y especiales.